En Different Roads seguimos con nuestro objetivo de demostrarte que puedes viajar por todo el mundo sin levantarte del sofá y sin salir de este blog. Así que, si estás leyendo esto, welcome!

¡Allá vamos! Jordania es uno de los países más apasionantes y con más personalidad de todo Oriente Próximo. 

Las cinco primeras… para calentar motores

¿Sabía que la economía de Jordania depende básicamente del turismo y de la extracción de fosfatos? ¡Sorprendente!

La historia de Jordania, por cierto, se remonta a miles de años antes de Cristo. ¡Ha tenido un papel muy dilatado en el pasado de la Humanidad!

Un dato interesante: la espectacular ciudad de Petra fue excavada en la piedra. ¡Toda una hazaña arquitectónica!

Por cierto, Petra fue una “ciudad-cementerio”. Cuando fue redescubierta en el siglo XIX se encontraron muchísimos restos funerarios enterrados en ella.

Petra fue un importantísimo lugar de paso para las rutas comerciales entre Arabia y los países occidentales, lo que le brindó una gran riqueza.

Cinco más para disfrutar

La religión mayoritaria del país es la musulmana, aunque casi un 5% de la población del país se declara cristiana.

El 97% del territorio de Jordania está considerado como “desértico”. ¿Y el 3% restante? Pues cuenta con un relieve… particular.

Jordania es coloquialmente conocida como la Suiza de Oriente Medio, por su marcada política de neutralidad. Esto lo convierte en uno de los países más seguros de su entorno.

Un país muy amante del té. Y es que a los jordanos les encanta esta bebida. La toman en casi cualquier situación. ¡Hasta en medio del desierto!

Por cierto, el misterioso Mar Muerto también baña Jordania. ¡Descubrirlo es toda una sensación! Flotar en sus aguas es una experiencia increíble.

¿Con cuál de todas estas curiosidades te quedas? ¿Conoces alguna más? ¡Cuéntanoslo todo en nuestra sección de comentarios! Te esperamos.

¿Quieres compartirlo?