Mira, viajero, vamos a decirte la verdad: no nos gustan las excusas. Y, por eso, no las utilizamos contigo nunca. Lo que sí que nos gusta son las razones. Así que hoy te traemos 15 para que descubras por qué tienes que disfrutar este verano de un viaje organizado a Japón sí o sí.

¿Comenzamos?

Razones tengo… ¡y te las cuento!

Su gastronomía, su cultura, su mezcla de sensaciones y emociones… Japón es un cóctel de experiencias que vale la pena vivir. ¿Comenzamos a conocer esas 15 razones? ¡Adelante!

Comenzamos con las 5 primeras

Por su mezcla de tradición y vanguardia. Si algo nos alucina de Japón es cómo las pequeñas ciudades y el ambiente más espiritual se entremezcla a la perfección con las calles y barrios más modernos del planeta.

Si odias el tabaco, Japón es el país ideal para tí: está prohibido fumar libremente por la calle. Dedican algunos pequeños para ello. Sin embargo, en algunos restaurantes está permitido fumar. ¡Una curiosa contradicción!

En Japón la saturación de coches no es algo normal. Es uno de los países que más incentiva el transporte colectivo. ¡Y así es mucho mejor! Menos humos y, sobre todo, menos contaminación. ¡Camino al futuro!

Deliciosa gastronomía. Y es que, aunque de sabores fuertemente especiados, la cocina japonesa es una de las más sabrosas de Asia. ¡No puedes marcharte del país nipón sin degustar su delicioso sushi, su té, su ramen… Tantas opciones y tan deliciosas… ¡A hincarle el diente!

La amabilidad local. La cultura japonesa es una de las más amables, respetuosas y educadas. Siempre intentarán ayudarte y conseguir que tu estancia en su país sea cómoda e inolvidable.

¿Te va picando la curiosidad? Pues vamos a por 5 razones más.

Por su papel imprescindible en el desarrollo de la Historia mundial durante el siglo XX. 

¡Porque en 2020 celebrará los Juegos Olímpicos! Tokio será la sede central, pero otras sedes se repartirán a lo largo y ancho de la geografía nipona.

Porque es una de las naciones más seguras del mundo. Así que podrás pasear tranquilamente por sus calles sin ningún tipo de preocupación. Bueno, solo con una: ¡disfrutar de cada instante!

Por su sorprendente naturaleza. Por ejemplo, el área del Monte Fuji te dejará, simple y literalmente, sin palabras. ¿A que te van entrando ganitas?

¡Un paraíso de la limpieza! Alucinarás con lo limpias que están las calles. Muy diferentes de las europeas. Y es que los nipones respetan muchísimo el mobiliario urbano. Su sentido de la responsabilidad impera. 

5 más… ¡y las que necesites!

Por el castillo de Osaka. Su museo histórico samurai te dejará sin palabras. Además, desde las alturas del castillo podrás disfrutar de unas maravillosas vistas de la ciudad.

Por el mercado Kuromon. Sin duda, uno de los más famosos y especiales de toda la ciudad. Sus puestos de comida te abrirán el apetito. Y no puedes marcharte sin probar las takoyaki, unas sabrosas bolitas de pulpo.

Por sus templos budistas. ¡Incluso podrás pasar una noche de lo más different durmiendo en uno de ellos!

El precioso Parque de Nara, uno de los más famosos de esa ciudad. Se conoce también como el parque de los ciervos, por los cientos de ejemplares que allí viven. ¡Muy especial!

Por la histórica y fantástica Kioto: te dejará con la boca abierta, no lo dudes.

Y tú, ¿con cuál de todas estas razones te quedas? ¡Nos leemos, viajeros!

¿Quieres compartirlo?