Después de buscar, pensar y darle muchas vueltas, tenemos 5 joyas imprescindibles que tienes que visitar sin duda en Berna durante tu viaje organizado a Suiza.

Pero antes de revelarte la lista, queremos pedirte un favor: prométenos que los disfrutarás tanto como lo hemos hecho nosotros realizando la búsqueda. ¿Prometido? Entonces, ¡adelante!

Interiores, exteriores: tesoros en cualquier lugar

Sí, sí. Si es que no nos limitamos simplemente a los exteriores ni nos quedamos solamente con los interiores. Lo que queremos es que descubras la capital suiza a fondo. Así que… ¡manos a la obra!

Torre del Reloj

La Torre del Reloj de Berna, también conocida como Zytglogge, es uno de los elementos más icónicos y conocidos de la arquitectura de la ciudad. Se trata de la primera puerta occidental de entrada a la ciudad. Fue construida y utilizada entre finales del siglo XII y principios del XIII. 

Tanto la campana que da la hora como los dos relojes y las figuras funcionan gracias a un mecanismo común, que lo dota de una gran belleza. Además, la torre fue parcialmente modificada a principios del siglo XVI.

Ciudad vieja de Berna

Aunque la catedral es la protagonista indiscutible de esta zona, bien vale un paseo, siendo sinceros. Forma parte de los sitios Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde el año 1983. Rodeada por el río Aar, es uno de los principales atractivos de Berna y es, sin duda, una parada imprescindible en tu viaje organizado a Suiza. 

Catedral de Berna

Su torre de más de cien metros de altura corona la arquitectura del casco histórico bernés. Además, nos ofrece una vistas impresionantes de la ciudad. Destaca especialmente su portal, que contiene una riquísima representación del Juicio Final. 

Río Aar

¿Sabías que el río Aar tiene un protagonismo desconocido en la ciudad de Berna? Resulta que todo el casco histórico de la ciudad está delimitado por el curso de este famoso río. Además, es muy popular en verano, cuando los berneses y las bernesas deciden bañarse en sus aguas para aprovechar el calor de julio y agosto. 

Jardín de las Rosas

El Jardín de las Rosas de Berna es uno de los espacios verdes más queridos, visitados y famosos de toda la ciudad. Popular entre los enamorados y lugar perfecto para descansar y desconectar después de una dura jornada de trabajo, el Jardín de las Rosas nos ofrece sus diferentes caras a lo largo del año. Además, desde sus alturas podremos disfrutar de una panorámica diferente de la ciudad.

Y tú, ¿con cuál de todas estas joyas te quedas? ¿Lo tienes todo preparado para tu viaje a Suiza en el Puente de noviembre? ¡Te esperamos!

¿Quieres compartirlo?