En este año 2016 se celebra el 200 aniversario del nacimiento de Frankenstein, una de las novelas más terroríficas que se han escrito jamás y que ha sido llevada al cine en múltiples ocasiones.

Estamos en el verano de 1816, unos meses antes se había producido la erupción del Monte Tambora en Indonesia, la erupción más grande en 1300 años, el volcán lanza grandes cantidades de azufre a la estratosfera, lo que provoca además de miles de muertos, anomalías climáticas en todo el mundo, especialmente en el Hemisferio Norte, donde se pierden cosechas y ganado y ello tiene como consecuencia la peor hambruna del Siglo XIX, además de epidemias de tifus y cólera. El año 1816 sería conocido más tarde como el “Año sin verano”.

Ese mismo verano, Lord Byron decide viajar a Suiza  y alquilar una Villa a orillas del Lago Leman, para pasar los meses estivales con varias de sus amistades, entre ellas, una joven Mary Godwin y su pareja Percy Shelley, de quien cogería su apellido, tras casarse años más tarde.

Alpes Suizos, Suiza
Alpes Suizos, Suiza

Un inusual cielo gris y mal tiempo constante los acompaña durante todo el verano y les impide disfrutar de los atractivos del país Alpino. Pasan la mayoría del tiempo recluidos en la Villa Diodati, donde conversan y se cuentan historias, muchas de ellas terroríficas.
Inspirado por el clima gris y tenebroso de aquel verano, Lord Byron siempre provocador y aventurero, decide retar a los presentes a escribir la historia más terrorífica que puedan imaginar.
Esa noche, mientras dormía y tras despertarse sobresaltada por una gran luna que entraba por su ventana, Mary Shelley concibió Frankenstein.

Luna
Luna

La conocidísima novela narra la historia de Víctor Frankenstein, un joven suizo, estudiante de medicina obsesionado por la ciencia y la creación de vida mediante técnicas artificiales. De la unión de pedazos de varios cadáveres crea una criatura monstruosa y consigue darle vida. Arrepentido de su atroz creación, lo rechaza, pero ya es tarde, el monstruo le persigue hasta acabar con todo su entorno y finalmente con su vida.
Victor representa la perversión de la ciencia que juega a ser Dios.

Monstruo de Frankenstein
Monstruo de Frankenstein

En Ginebra, de la imaginación de Polidori, el médico personal de Byron, nacería también la novela “el Vampiro”, que inspiraría más tarde a Bram Stoker para escribir “Drácula”.
La ganadora del reto, fue sin lugar a dudas, Mary Shelley, cuyo monstruo nada tenía de verde, ni ningún tornillo, como se le representa en las películas modernas.

La novela de terror más famosa de la historia nació hace 200 años en uno de los paisajes más bellos de Europa,  en pleno corazón de Suiza.

Aquel viaje a Suiza en verano de Lord Byron y Mary Shelley, marcaría para siempre la historia de la literatura universal, gracias a aquellos días en las proximidades del Lago Leman, ya nunca más volveríamos a dormir tranquilos.

Zermatt, Suiza
Zermatt, Suiza

Suiza inspiraría también a Byron en sus poemas, concretamente el poema “El prisionero de Chillon” que escribió tras visitar el Castillo de Chillon, de hecho, en los sótanos del castillo, que fueron prisión durante muchos siglos, puede verse aún la firma del escritor grabada en una de las columnas de piedra.

Calabozos Castillo Chillon
Calabozos Castillo Chillon

En nuestro circuito a Suiza y Selva Negra podréis ver, además del magnífico paraje en el que se encuentra el Castillo de Chillon, otros paisajes espectaculares que inspiraron, además de a Mary Shelley y Lord Byron, a otros escritores tan ilustres como Rousseau, Victor Hugo y Alejandro Dumas.

Adelboden, Suiza
Adelboden, Suiza

Hoy viajamos a Suiza en el 200 aniversario del nacimiento de Frankenstein.

¿Quieres compartirlo?